Friday, April 5, 2013

Felices Helsinki(s)!


Debido a un error de cálculos, o estabamos muy tranquilos en Vietnam cuando nos dimos cuenta que el vuelo a Londres ya había pasado, tuvimos que hacer un desvío por Helsinki porque no conseguimos vuelo directo desde Bangkok. Desde Hanoi fuimos a Bangkok a pasar la noche y a la mañana siguiente volamos a Helsinki, un lindo vuelo de 12 horas y un salto de temperatura de casi 40 grados Celsius.

Llegamos por la tarde al aeropuerto internacional de Helsinki y ya se veía un poco de nieve desde adentro, una muy mala señal sabiendo que teníamos pensado escaparle al frío y por eso no teníamos mucha ropa de abrigo. Llegamos al hostel, dejamos las mochilas y salimos a buscar un poco de comida, por suerte había un par de restaurantes cerca y no tuvimos que alejarnos mucho ese día, sin mucho más para hacer nos fuimos a dormir temprano para aprovechar el día siguiente, el único día en Helsinki.


Para seguir con la mala racha ese único día era domingo de Pascuas, por lo que la ciudad estaba bastante solitaria, sobre todo por la mañana. La mayoría de los negocios cerrados y el mercado al que queríamos ir no estaba. Caminamos un poco por la zona céntrica, bastante pintoresca, el puerto con las aguas congeladas y unos cruceros encallados en el hielo, y la plaza central con la catedral también cerrada al público. No parecía que iba a ser un buen día pero llegando el mediodía empezó a haber un poco de tráfico y algunos negocios abrieron. Cada tanto teníamos que meternos en algún hotel o negocio a aprovechar la calefacción porque afuera no se podía aguantar por mucho tiempo. Otra parte interesante es cerca del observatorio, una colina pequeña con una linda vista al puerto y bastante nieve en ese momento. Se pusó fresco de nuevo y nos volvimos al hostel a cocinar un curry y un poco de pasta que habíamos comprado. Temprano a la mañana siguiente partimos para el aeropuerto rumbo a Londres.




Helsinki nos dió una muy buena impresión a pesar del frío. Si bien no pudimos conocer mucho y lo que vimos estaba teñido por la circunstancia (domingo de Pascuas), nos pareció una ciudad bien organizada, austera y tranquila. No nos dió la sensación de ser un destino turístico único, pero parece un lugar lindo y cómodo para vivir, de nuevo, si no te molesta mucho el frío en invierno.

No comments:

Post a Comment